Un día con "V": Valparaiso y Vizcodillo

Cima del Vizcodillo

27/07/2017
Los días han comenzado a recortar sus horas de luz.

Cosa de minutos, pero a partir de ahora inexorablemente la noche irá ganando terreno al día. Y dentro de poco, sin apenas darnos cuenta, una luna llena iluminara un cielo negro antes de la hora de la cena.

Pero hoy tenemos suficientes horas de luz y sol, para acercarnos hasta el embalse de Valparaiso en las tierras del Tera (Zamora).

El río Tera encajona sus aguas en tres embalses (Cernadilla, Valparaiso y Agavanzal) antes de soltar su aguas al Esla. Por encontrarse el Valparaiso por debajo del Cernadilla, este embalse, mantiene su nivel de aguas y a pesar de la gran sequía, sus orillas apenas muestran el estiaje.

Una mañana disfrutando del paleo, de la natación en su esplendida playa fluvial y de sus apetecibles sombras junto al agua.

A mitad de la tarde abandonamos el escenario fluvial y nos encaminamos hacia los altos montes que hemos estado viendo durante la mañana. 

Por resecos valles, que se irán convirtiendo en extensas laderas, vamos hacia el Alto del Peñón, el puerto de montaña que nos permite pasar de las tierras del Tera hacia La Cabrera.

Aún no entramos en La Cabrera. El Alto del Peñón es el punto, donde a media tarde, comenzamos el ascenso hacia la cumbre del Vizcodillo.

Aristeando por suaves colinas, con un agradable viento que refresca el ambiente, avanzamos hacia el vértice del Vizcodillo que nos brinda increíbles vistas sobre el valle del Tera y La Cabrera.

En La Cabrera llama nuestra atención la escultura sobre las ruinas del castillo del conde Peña Ramiro en las proximidades de Truchas.

-Hasta allí, tenemos que bajar hasta allí!

Y hasta allí bajamos, recorriendo curvas y más curvas hasta que alcanzamos Truchas, para internarnos de lleno en la comarca de La Cabrera.

Más curvas y otro puerto intermedio y unn nuevo alto; el Alto de las Gobernadas, otro puerto que nos ofrece nuevas vistas sobre el Vizcodillo.

Aún el cielo no ha tornado a negro. Aún tenemos tiempo de montar nuestro campamento. Aún queda tiempo... de momento los días son largos.

Preparándonos.
Playa de Valparaiso. Sin olas, sin tiburones y con el agua muy calentita.





Trepador azul

Subiendo hacia el Alto del Peñón.
Alto del Peñón. Frontera entre León y Zamora. Límite entre La Cabrera y el Tera.

Un sendero bien marcado y con muchos hitos nos lleva desde el Alto del Peñón hasta la cima del Vizcodillo.
Inmenso!!! Según nos vamos acercando, nos da la sensación de que la cima se encuentra más lejos.



Cima del Vizcodillo.
Vistas para espatarrar.
Lago de Sanabria.

Cambiamos de escenario. Entre nosotros y el Vizcodillo (la cima más alta de enfrente) se abra el profundo valle de La Baña.
Un lugar muy apropiado para la observación de la alondra ricotí. Pero eso ya es otra historia....



3 comentarios:

  1. Qué buenos recuerdos nos trae la ruta al Vizcodillo, por allí encontramos un sitio muy especial.. seguro que ha sido un día redondo. Abrazos para los dos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya vi vuestro reportaje.

      Si... un sitio majo.

      Saludos Cotoyas.

      Eliminar
    2. Comprate un techo-tienda.. lo vas a disfrutar!

      Eliminar